Brexit y Commonwealth, vidas cruzadas

Escrito por Eva en Ciudades el 05/05/2017

El temor a los efectos del Brexit se mitigan e incluso se descubren ventajas para Reino Unido. Una de ellas pasaría por reforzar lazos con sus antiguas colonias, a través de la Commonwealth.

El pasado 22 de Junio ya publicamos un artículo acerca del Brexit y sus posibles consecuencias, recopilando la información que, hasta ese momento se barajaba un día antes de la votación. Hoy, vamos a recoger las últimas noticias tras el inicio de las negociaciones de la ya "desconexión", incorporando al espectro global , un elemento económico más: la importancia que la Commonwealth puede tener en el desarrollo y consecuencias de todo este proceso, tanto para los ingleses,dentro y fuera, como para los ciudadanos de la UE y tambien, para todos los habitantes de esta asociación del Reino Unido con sus antiguos territorios y con otros que, aún perteneciendo a ella, nunca fueron colonias de S.M. la Reina de Inglaterra.




Qué es y quiénes están en la Commonwealth?

La Commonwealth of Nations (Mancomunidad de Naciones en español) es una organización político-económica compuesta por 53 países oficiales, en su origen, relacionados con el Reino Unido. Sin embargo, en los últimos 20 años, con la adhesión de Mozambique (1995)y Ruanda (2009), naciones sin ningún lazo histórico con el estado británico, la comunidad ha adquirido un carácter menos restrictivo y, si cabe, aún más internacional.

Esa asociación -cuyos miembros mantienen lazos de historia, idioma y cultura- está formada por 53 Estados independientes, de los que 32 son repúblicas, 16 monarquías dependientes de la Reina de Inglaterra y el resto monarquías nacionales. Agrupa a unos 2.200 millones de personas, lo que supone un 30 % de la población mundial.Garantiza los procesos electorales de los países miembros, les asesora en caso de conflictos internos y proporciona atención especial a los Estados pequeños. Los países que la componen reconocen a Isabel II como símbolo de la libre asociación de los Estados miembros y, a pesar de ser considerada jefe de la Commonwealth, no desempeña ningún papel ejecutivo.


Resultado de imagen de quienes forman la commonwealth mapa


Por qué es importante el papel de esta Asociación en las negociaciones del Brexit?

Una de las primeras cuestiones que debemos tener en cuenta para enfocar debidamente este tema, es precisamente a la Reina Isabel y su edad longeva, por un motivo que cobra especial importancia en todas las relaciones futuras que se adopten respecto a cómo y cuándo se producirá la definitiva desconexión: actualmente está previsto que tras la muerte, o posible abdicación de la actual monarca, su heredero no se convierta automáticamente en jefe de la Commonwealth, ya que el cargo deberá ser ratificado por los jefes de Gobierno de todos los países miembros.

Este punto, lejos de ser baladí, cobra vital importancia cuando hablamos de Escocia, Irlanda y Gales y su postura respecto al Brexit y a las decisiones de Londres. Así las cosas, tenemos que:

  • Un "Brexit estricto" obligaría a romper la zona de libre desplazamiento entre Irlanda e Irlanda del Norte, lo cual supondría un golpe a la economía norirlandesa y a uno de los principios esenciales del proceso de paz.
  • El argumento a favor de una repetición del referéndum escocés de 2014 es débil pero no es completamente inverosímil. Esa votación tuvo un resultado claro y no hay nada que indique un cambio de opinión dramático en la sociedad escocesa. Si bien es cierto que el referéndum para salir de la UE generó un cambio de circunstancias,Escocia estaría votando a ciegas. Pero, como argumenta Sturgeon, eso mismo se les pidió a los británicos que hicieran el año pasado cuando decidieron el Brexit.
  • El responsable del Gobierno galés, Carwyn Jones, explicó que sus diferencias con Londres eran «irreconciliables» y dio la bienvenida a un «compromiso firme» de la primera ministra de que el brexitno se utilizaría para una «apropiación de territorio» sobre poderes ya delegados.El Gobierno galés no buscará "entorpecer ni retrasar" el proceso de negociación con la UE, que May inició a finales de marzo, pero sí pedirá "claridad" sobre la estrategia del Ejecutivo central, y luchará por la permanencia en el mercado único,

A parte de lo que ocurre en sus islas, en la Commonwealth se juntan economías muy heterogénas (Canadá, India, Indonesia...) algunas de los cuales destacan por sus muy bajos costes productivos, lo que abre paso a una nueva, y muy fuerte, competencia, para los británicos y es dudoso que Reino Unido pueda retener la primacía en la organización, desde el momento en que pierde la característica que muchas de sus excolonias más valoraban: ser la puerta de entrada para sus productos en la UE.


Las negociaciones con la UE

Aún cuando las negociaciones entre Londres y la UE sólo deberán empezar de hecho después de las elecciones británicas anticipadas para el 8 de junio y deberán concluirse antes del 29 de marzo de 2019, una exigencia de los Veintisiete es que los cerca de 4.5 millones de ciudadanos afectados por el "Brexit" -europeos viviendo en Reino Unido y británicos viviendo en otros países de la UE- mantengan de por vida sus actuales derechos. Ello incluye el derecho a residencia, el acceso a educación y al sistema de salud, y la equivalencia de diplomas y cualificaciones.

El presidente del Consejo Europeo advirtió de que cuando llegue el momento de decidir sobre los derechos de los ciudadanos "hará falta no solo velocidad, sino calidad". Indicó asimismo que la Comisión Europea ha elaborado una lista completa "de derechos y beneficios" que quiere garantizar a los afectados por el "brexit". "Para alcanzar un progreso real, necesitamos una respuesta británica seria. Tan pronto como el Reino Unido ofrezca garantías reales, podremos llegar a una solución rápidamente".


Las elecciones anticipadas


Las declaraciones de la primera ministra británica, Theresa May, de unos comicios en Reino Unido para el próximo 8 de junio, cogió a la Unión Europea por sorpresa pero no sin provisiones. El bloque, desde su núcleo más valeroso, ya había valorado cualquier posible contexto desde que el pasado 29 de marzo se activase de forma oficial el Artículo 50 del Tratado de Lisboa, y entre los posibles estaba una llamada a las urnas en Reino Unido. May necesita la garantía de un triunfo propio en las urnas para poder hacer frente a sus tres obstáculos en el pantanoso camino del Brexit:

  • la oposición laborista
  • los negociadores de la UE y
  • las filas de su propio partido.


La Unión Europea también coincide con las contundentes predicciones de las encuestas y aseguran que el futuro escenario será el mismo que el actual pero con una Theresa May liberada de restricciones.La UE, que desde el pasado referéndum ha luchado por mantener a Reino Unido en la comunidad europea, ahora afronta y dirige con paso firme el Brexit. Desde la Eurocámara se ha vuelto a dejar patente que lo que importan son los 440 millones de europeos expatriados y no quién esté al frente de Reino Unido.


Próximos pasos

Con todo esto, lo que podemos deducir es que los próximos dos años no nos darán ni la más mínima tregua en cuanto a todo lo que influirá de una manera o de otra en las negociaciones y resoluciones que se tomen para la salida del Reino Unido de la UE. Si no hay acuerdo entre Reino Unido y los Veintisiete, los lazos comerciales y financieros se cortarán abruptamente una vez que Londres deje el club, lo que dejará en el aire la situación personal de los expatriados y dificultará las exportaciones e importaciones mutuas. A la espera de que arranquen ya los primeros acuerdos o desacuerdos, tras las elecciones británicas del 8 de junio, la UE sigue calentando motores.En menos de dos años, Reino Unido y los europeos tendrán que resolver tanto los pormenores del divorcio como los términos de su nueva relación y, muy probablemente, un acuerdo transitorio. Pero, para ello, tendrán que resolver no solo la delicada cuestión financiera, sino también cómo lidiar con las consecuencias “sociales, políticas y jurídicas” que tendrá la salida de Reino Unido de la Unión Europea.

El Reino Unido ha reactivado ya la Commonwealth como alternativa ante su salida de la Unión Europea. La relación preferencial anglosajona ha empezado a funcionar y Australia ha mostrado su disposición a establecer un acuerdo de libre comercio con la vieja metrópoli. En este sentido, si el PIB de toda la UE supone 3,6 billones de euros, sólo los tres mayores miembros, India, Canadá y Australia, ya superan esta cifra y sitúan su actividad en los 4,31 billones de euros.Por otro lado, los países africanos pertencientes a esta asociación han comenzado tambien una carrera de negociaciones para sentar las bases de como se escribirá su futuro respecto a sus importaciones y exportaciones con la UE.




Durante la pertenencia de Gran Bretaña a la Unión Europea se beneficiaron de facilidades en el comercio con la UE. "Cada país debe renegociar sus relaciones comerciales con Gran Bretaña”, dice Kasumu Garba Karfi, experto financiero, en Lagos, la metrópoli económica de Nigeria. Luego de despejadas las primeras incógnitas, se verá cómo sigue la búsqueda de una estrategia común."La Unión Europea es, como bloque, un socio comercial fuerte y una potencia mundial. Aún no puede preverse cómo nos afectará el 'brexit'. Las ventajas de una Unión Europea unida son, en todo caso, mayores que las desventajas”.

A día de hoy nos faltan ojos para vislumbrar como será el final del Brexit: Debemos estar pendientes no sólo de unas nuevas elecciones en Londres, de la salud de Su Majestad, del futuro de la Commonwealth, de las negociaciones del 10 de Downing Street con Edimburgo, Cardiff y Belfast, con las disposiciones y acuerdos que se adopten en Bruselas y si esto fuera poco, con unas elecciones francesas a la vuelta de la esquina, sin olvidarnos del polémico Sr. Trump con una política exterior que deja bastante que desear no sólo con su vecina Canadá sino tambien con su más que crítica opinión sobre la Union Europea.



Si esta mañana nos tomábamos el café haciendo cábalas de las causas por las que el Lord Chamberlain, el funcionario de más alto rango de palacio, había sido convocado con nocturnidad y urgencia en Buckingham y horas después respirábamos por la "jubilación" del Príncipe Felipe, convendremos en que en los próximos dos años, cuando Londres tose, el mundo estornuda.


Otros artículos publicados relacionados con el Brexit:

Españoles ante el Brexit: Incertidumbre o miedo


Descubre tu próximo destinoDescubre tu próximo destino